0

Para hoy tenía prevista una entrada sobre la importancia que tienen la imagen de marca para una empresa, por muy pequeña que sea. Sin embargo, al coincidir con el día del padre, me voy a permitir el lujo de hacer una entrada, más personal de lo que acostumbro, dedicada a este día. Ya dejaremos la imagen de marca para más adelante.

Para mucha gente el día del padre, como el de la madre o San Valentín, por ejemplo, son sinónimos de San Corte Inglés (con perdón). Es cierto que ya hace un mes que la televisión nos bombardea con anuncios de colonias masculinas y que las tiendas hace tiempo que nos recuerdan que se acerca el día del padre. Pero ¿qué hay de malo? El dueño de la tienda de turno solo quiere que su negocio vaya bien y sabe que, muchos de nosotros, lo proponga él o no, vamos a comprar un detallito a nuestro progenitor (que, por otro lado, se lo merece todo).

El dueño del comercio lo único que hace es adaptarse a las circunstancias, que es lo que debe hacer. ¿Acaso vemos raro que las tiendas se llenen de prendas de primavera cuando estamos en primavera? En general nos parece lógico. Incluso nos gusta que se adelanten un poco, cuando aún hace un poco de frío para recordarnos que queda poco para el buen tiempo.

El hecho de que se convierta en una fiesta comercial o no, no es culpa de quien quiere sacar su negocio adelante si no de aquellos que creen que, en realidad, la publicidad y el marketing que les rodea es lo más importante de este día.

A los papás que hoy reciban un regalo comprado, a los que reciban uno hecho a mano y a los que hoy no reciban nada material: ¡pasad un magnífico día con el mejor regalo del mundo, el que no se puede comprar, la sonrisa de vuestros hijos!

Opt In Image

Apúntate y recibe los mejores consejos y trucos del marketing que funciona

Tranquilo, somos muy moderados en el envío y si no te gusta lo que recibes, puedes darte de baja

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *