0

Siempre que hablamos de marketing lo hacemos pensando en los clientes pero ¿por qué no pensar en algo más amplio? ¿por qué no utilizamos el marketing dentro de la propia empresa? Igual de importante es vender nuestra empresa y nuetros productos a clientes actules y futuros, como que nuestro equipo crea en ello.

Está claro que quien tiene una empresa es el primer interesado en que ésta vaya bien,que haya un buen ambiente de trabajo y que los trabajadores esten contentos. Esto es así no solo porque sea una responsabilidad si no porque, al final, todos esos factores se reflejan en la venta.

Por desgracia no siempre es fácil consegir que los empleados lo vean de la misma manera pero ¿por qué? ¿Dónde se encuentra el fallo? Normalmente se trata principalmente de un problema de comunicación. Quizás en este punto habría que plantearse si realmente si la empresa se ha preocupado de decirles a los empleados lo que significa su trabajo para el buen funcionamiento de la compañía, lo que la empresa necesita de ellos y lo que la empresa está dispuesta a ofrecerles (que no tiene porqué ser siempre un incentivo económico).

Sin duda, el primer paso, es huir del oscurantismo y los secretos que poblan muchas empresas y ver a los a los trabajadores como lo que son: personas de carne y hueso que aportan mucho valor a la empresa. Puede parecer una obviedad pero: los trabajadores no son el enemigo.

El segundo paso, es ser consciente de nuestros actos. Al fin y al cabo, hagamos lo que hagamos aunque la decisión sea no hacer nada, proyectamos una imagen que tiene consecuencias. Por supuesto, y de nuevo es una obviedad, si una empresa trata a sus empleados como el enemigo, los empleados le considerarán el enemigo.

¿Entonces? ¿Qué puede hacer el marketing por la empresa, los trabajadores y su relación? La clave está en la comunicación. Desde luego, cada empresa tiene sus particularidades y no se puede generalizar pero el marketing puede servir para “vender” la empresa dentro de la propia empresa, para “conquistar” a los trabajadores. Establecer vías de comunicación (mejor si son bidireccionales), acciones periódicas y/o puntuales dirigidas a todos/algunos trabajadores, etc. ayudarán a mejorar las relaciones y que los propios empleados sean prescriptores de la marca y la mejor tarjeta de visita de la empresa.

No es que lo digamos nosotros. Esto es lo que hacen empresas como Google, Microsoft o Infojobs.

¿Y tú qué opinas? ¿Cómo crees que puede el marketing ayudar dentro de la empresa?

Opt In Image

Apúntate y recibe los mejores consejos y trucos del marketing que funciona

Tranquilo, somos muy moderados en el envío y si no te gusta lo que recibes, puedes darte de baja

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *